Cifoplastia lumbar y dorsal percutánea

La Cifoplastia lumbar y dorsal percutánea, es un tratamiento mínimamente invasivo diseñado para aliviar el dolor y restaurar la altura vertebral en pacientes con fracturas por compresión en la columna vertebral. Este procedimiento es particularmente efectivo para mejorar la calidad de vida de los pacientes afectados por osteoporosis, tumores o lesiones traumáticas que han llevado a fracturas vertebrales.

 

¿Qué es la Cifoplastia?

 

La cifoplastia es una técnica avanzada que se utiliza para estabilizar fracturas vertebrales y aliviar el dolor de manera efectiva. Se realiza insertando un balón especial a través de una aguja en el cuerpo vertebral afectado, bajo guía radiológica precisa y neuronavegación. Una vez en posición, el balón se infla cuidadosamente para restaurar la altura de la vértebra fracturada. Luego, se desinfla y se retira, dejando un espacio que posteriormente se rellena con un cemento óseo especial. Este cemento se endurece rápidamente, estabilizando la fractura y proporcionando un alivio inmediato del dolor.

 

Procedimiento

 

El procedimiento comienza con una pequeña incisión en la piel de tu espalda, a través de la cual se introduce una aguja hasta el cuerpo vertebral afectado. La precisión se asegura mediante neuronavegación y mediante el uso de imágenes radiológicas en tiempo real. La cifoplastia se puede realizar en las regiones lumbar y dorsal de la columna, dependiendo de la ubicación de las fracturas vertebrales.

 

Beneficios de la Cifoplastia

 

– Alivio rápido del dolor: Muchos pacientes experimentan una mejora significativa en el dolor poco después del procedimiento.
– Recuperación acelerada: Al ser mínimamente invasivo, el tiempo de recuperación es generalmente más corto en comparación con las cirugías abiertas.
– Restauración de la altura vertebral: El procedimiento puede ayudar a restaurar la altura de la vértebra fracturada, mejorando la postura y reduciendo los riesgos de futuras complicaciones.
– Mejora de la movilidad: La estabilización de la fractura permite a los pacientes retomar sus actividades diarias más rápidamente.

Recuperación

 

Después del procedimiento permanecerá ingresado durante 24 horas. Es posible que necesite tomar analgésicos durante algunos días y evitar actividades extenuantes mientras la zona de la incisión se cura. La mayoría de los pacientes pueden retomar sus actividades normales relativamente rápido, aunque cada caso es único y se deben seguir las recomendaciones personalizadas.

 

Conclusión

 

La cifoplastia lumbar y dorsal percutánea es un tratamiento efectivo para aquellos que sufren de dolor debilitante debido a fracturas vertebrales. Desde Neurocirugia Avanzada BCN le guiaremos durante el proceso, desde la evaluación inicial hasta el seguimiento postoperatorio, asegurando que reciba una excelente atención médica.

Para su comodidad, también puede solicitar una cita online